Creando Con La Mente Y Con El Corazón

Creando Con La Mente Y Con El Corazón

Debemos aplicar todo este conocimiento para poder co-crear con Dios un nuevo cuerpo, una nueva vida y una nueva realidad. Es nuestro poder y si usamos esta conexión a Dios, al universo o a una inteligencia mayor, cualquier cosa es posible.

Observa La Realidad Que Deseas Vivir
¿Cómo Funcionan Los Mantras?
Mercadotecnia y La Mente Subconsciente

Desde hace miles de años, la gente ha rezado cuando quiere cambiar sus situaciones externas, pero parece ser como si a veces Dios no responde a nuestras oraciones. ¿Por qué? ¿Alguna te has preguntado “¿por qué Dios no nos da lo que le pedimos?” Se supone que si le pedimos a Dios o al universo, que recibiremos, pero a veces esto no funciona.

En la escuela nos ensenaron que estamos a la merced de los elementos y de los efectos aleatorios de las leyes de la física y si llegamos a creer que esto es verdad entonces nos limitamos y esta creencia se vuelve nuestra realidad.

Pero hace siglos, las personas no pensaban de esta manera. Existía la creencia de que había un lado espiritual de la realidad en donde el espíritu del ser humano podía cambiar la realidad externa simplemente al tener una intención interna.

En el libro “The Isaiah Effect”, el autor Gregg Braden reporta como en 1947, unos arqueólogos encontraron un documento cerca del mar Muerto llamado “The Isaiah Scroll”. Este documento describía como los humanos tienen el poder para influenciar las futuras posibilidades de su propio mundo.

Hoy en día, gran parte de la cultura “moderna” piensa que esto es una fantasía. Pero si no tenemos el poder de influenciar el presente y el futuro, entonces muchas cosas que se supone que hizo Jesús son falsas. ¿Que no Jesús pudo hacer cosas milagrosas como cambiar la construcción molecular del agua para convertirla en vino?

CREANDO CON LA MENTE Y CON EL CORAZON

Muy seguido, cuando rezas por algo que sientes que necesitas, nada pasa. El documento “Isaiah Scroll” hablaba de como cualquier milagro comienza con la atención, con el enfoque de la mente; pones la atención de tu mente en el resultado que quieres ver en tu vida.

Por ejemplo, digamos que quieres curarte de una enfermedad y entonces enfocas tus pensamientos en sanar esta parte de tu cuerpo. Esto no es suficiente para que algo real ocurra, pero es el primer paso para crear una manifestación, en este caso, la salud en tu cuerpo.

Después de la atención, ahora tenemos que agregar intención.

Para continuar con nuestro ejemplo, después de poner nuestra atención en esa parte del cuerpo, ahora debemos tener la clara intención de hacer que la enfermedad desparezca.

Pero, aun así, solo haciendo esto no es suficiente. Hay tres partes que deben estar involucradas en este proceso de creación o nada pasa- el cuerpo mental, el cuerpo emocional y el cuerpo físico.

El cuerpo mental, la mente, debe visualizar esa parte del cuerpo siendo curada. Debe mantener la imagen del cuerpo completamente sano y debe tener la convicción absoluta de que esta curación se está llevando a acabo en el ahora. Pero aquí depende mucho de nuestra creencia. ¿Podemos aceptar una curación instantánea o nuestro sistema de creencia nos dice que esto no es posible y que tomara más tiempo?

Lo siguiente es que el cuerpo emocional debe participar. Debemos sentir una emoción igual a la emoción que sentiríamos si ya estuviéramos sanos. Debemos sentir esta emoción y no solo pensar en la emoción. Si no agregamos esta parte emocional a la ecuación, nada pasara.

Y aun así, esto no es suficiente. Puedes rezar para curarte, tu atención puede estar totalmente en curarte, tu intención puede ser la de curarte, tu mente puede saber que tu cuerpo se está sanando y tu cuerpo emocional puede sentir la emoción (alegría, gratitud), pero si no agregas la siguiente parte, nada pasara.

La última parte es el cuerpo físico. En nuestro ejemplo, debemos sentir es parte del cuerpo completamente curada. Esto significa que debemos sentir sensaciones físicas en las cuales podemos sentir que el cuerpo está respondiendo. Dejamos de sentir dolor y empezamos a sentir vitalidad en esa área del cuerpo.

  • Atención
  • Intención
  • Mente

Emociones

Físico

 

La mente crea usando pensamientos y los pensamientos los creamos usando la lógica. Así que en lo que sea que la mente pueda crear, podemos seguir los pasos de como esa realidad fue transformada de un estado a otro.

Pero cuando creamos con el corazón, esto es completamente diferente.

El corazón crea a través de sueños e imágenes y estos se manifiestan a través de emociones.

Esta forma de creación no depende de la lógica, lo que significa que no tiene que ser lógica para llegar de un estado de realidad a otro.

Algo muy importante para poder ser el creador de tu propia realidad es estar consciente de que existe un espacio sagrado dentro del corazón, el cual tiene una conexión directa con la realidad tridimensional de las estrellas y los planetas.

Esta conexión permite que los sueños del corazón se manifiesten.

Debemos aplicar todo este conocimiento para poder co-crear con Dios un nuevo cuerpo, una nueva vida y una nueva realidad. Es nuestro poder y si usamos esta conexión a Dios, al universo o a una inteligencia mayor, cualquier cosa es posible.

Libro Recomendado: Living In The Heart

 

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0