Tres Niveles Para Aprender A Amar

Tres Niveles Para Aprender A Amar

Todas las relaciones humanas son oportunidades que Dios nos da para aprender acerca de nosotros, para aprender a amar y cada una de ellas sirve para nuestra evolución como seres humanos y especialmente para nuestro desarrollo espiritual.

Recuerda Estos Principios Para Que Perdonar Sea Más Fácil
Elige Bien Tus Pensamientos
4 Reglas Para Usar Tu Imaginación

Todas las relaciones humanas son oportunidades que Dios nos da para aprender acerca de nosotros, para aprender a amar y cada una de ellas sirve para nuestra evolución como seres humanos y especialmente para nuestro desarrollo espiritual.

Aprender a amar es el propósito de cada relación y permitir a nuestra alma que desarrolle una mayor conciencia y que al mismo tiempo su comprensión del amor sea cada vez mayor.

El universo o Dios utilizan las relaciones para darnos lo que tenemos que aprender como individuos. Dios pone a gente en nuestra vida que nos va a hacer aprender algo para desarrollar algún área de nosotros mismos y Dios siempre hace que dos personas que tengan una oportunidad mutua de crecimiento se conozcan de alguna manera.

Ningún encuentro que tengas con ninguna persona es accidental. Si tienes que desarrollar algo de ti para volverte un mejor ser humano, tarde o temprano alguien en tu vida aparecerá que te llevara a vivir una experiencia o situación en la que seas forzado en desarrollar eso y siempre será por tu bien.

El libro o manual “Un Curso de Milagros” dice que hay tres niveles para aprender a amar o tres niveles para aprender a desarrollarte en una relación.

1-Encuentro casual: En este nivel, dos extraños se conocen en un elevador o casualmente caminan juntos a algún punto o destino.

2-En el segundo nivel, la relación es un poco mas formada y durante un tiempo, dos personas se involucran en una relación algo intensa en donde hay algo que enseñar y aprender pero después de un tiempo, se separan.

3-El tercer nivel es aquel en el que una vez que la relación de enseñanza es formada, esta dura para toda la vida. En este nivel, todos recibimos a una persona con la que tendremos oportunidades ilimitadas para aprender.

En cualquiera de estos tres niveles, siempre tenemos la oportunidad de aprender, incluso en el primer nivel, ya que en los encuentros casuales, es donde tenemos la oportunidad de “refinar” nuestra personalidad para que cuando entremos a una relación mas intensa, podamos amar mas y con mas facilidad.

En el segundo nivel, la relación de aprendizaje es mas intensa pero llega un punto en que es tiempo de partir y parece que la relación ha terminado, pero NINGUNA RELACION SE ACABA, TODAS LAS RELACIONES HUMANAS SON ETERNAS.

Todos somos energía y todos estamos conectados a través de una mente. No estamos separados de nadie.

Hay veces que una pareja se divorcia o se separa y los dos ven la relación como un fracaso, pero si los dos se dan cuenta de que los dos enseñaron y aprendieron algo, entonces se darán cuenta de que todas las relaciones son un éxito y en algunas ocasiones, llega el momento de que la separación física tenga que ocurrir para que los dos sigan aprendiendo y evolucionando como seres humanos.

Las personas que mas tienen que enseñarnos son aquellos que nos reflejan nuestros propios limites para amar, así que hay veces que no nos cae bien la persona con la que mas podamos aprender ya que ellas nos enseñan nuestros limites, nuestras paredes y nuestras heridas.

Todos debemos recordar que estamos en la vida de cada uno para ayudarnos ver cuales son nuestras heridas y para ayudarnos a sanar.

Solo de esta manera podemos cumplir nuestro objetivo como ser humano: evolucionar y expandir nuestra conciencia hasta que aprendamos a amar como Dios ama.

Libro recomendado: A Return To Love

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0